Browse By

La feria Zow se reinventa y se convierte en cita imprescindible en la zona OWL de Alemania

La industria alemana del mueble esta en crecimiento, y especialmente, la zona Ostwestfalen-Lippe (OWL) brilla como baluarte del mueble. La feria Zow Bad Salzuflen se actualiza, moderniza y se adapta a los nuevos tiempo para mostrar la mejor oferta de proveedores del sector del 16 al 19 de febrero de 2016. Los muebles alemanes gozan de una popularidad cada vez mayor. Los fabricantes alemanes se encuentran entre los primeros puestos del mercado internacional desde hace años a pesar de la gran competencia internacional. Especialmente, en Ostwestfalen-Lippe (OWL) en el estado federado de Renania del Norte-Westfalia se ha configurado una red innovadora y dinámica de fabricantes de muebles y compañías proveedoras. Además de la industria, en la región también se han asentado las organizaciones sectoriales de la industria de la madera y el mueble, esto permite a las empresas de la comarca beneficiarse de una tupida red con todos los socios del ramo allí establecidos. Esta constelación única convierte a OWL en uno de los focos más importantes del mueble a nivel europeo y uno de los mayores emplazamientos de fabricación de muebles del mundo, y dentro de todo esto se encuentra la ZOW de Bad Salzuflen, donde del 16 al 19 de febrero de 2016 proveedores nacionales y extranjeros presentarán sus nuevos productos al público especializado.

Zow Bad Salzuflen 2015

Zow Bad Salzuflen 2015

Zow Bad Salzuflen 2015

Zow Bad Salzuflen 2015

La industria del mueble y suministradora alemana aumentó en 2014 su volumen de negocio. Los datos de la asociación alemana de la industria del mueble (VDM, por sus siglas en alemán) constataron un aumento de los beneficios del 2,3% en comparación con el año anterior. Esta evolución positiva se prolongó durante el primer semestre de 2015. Los fabricantes generaron un total de 8,5 mil millones de euros de beneficio durante este periodo y aumentaron su crecimiento hasta un 8,5%. De la demanda creciente de muebles de Alemania se benefician todos los segmentos del sector. Para el año en curso, el informe actual del sector pronostica un volumen de ventas de 16,7 mil millones de euros, y la tendencia continúa al alza. La VDM es la mayor asociación sectorial dentro de la asociación principal de la industria maderera alemana (HDH, por sus siglas en alemán) que, como organización central, representa a gran cantidad de sectores económicos que trabajan la madera y derivados de la madera. Los socios no son fabricantes sino organizaciones sectoriales y profesionales. Su función principal es la defensa y la representación de los intereses económicos, políticos y técnicos de la industria maderera y del mueble alemana. La asociación alemana de la industria de la madera y la transformación del plástico (VHK, por sus siglas en alemán) representa, por el contrario, los intereses de las empresas de la industria de la madera, el mueble y el plástico con sede en OWL. Como socio de HDH y VDM y asociación patronal es responsable de las tarifas para sus socios sujetos a convenios entre los que se encuentran los productores de muebles más importantes de Europa. El mueble alemán obtiene cuotas de mercado en el extranjero La exportación ha realizado una contribución importante al crecimiento del ramo, al fin y al cabo, las exportaciones crecieron un 5,9% en 2014. Los datos de la VDM indican que la industria alemana del mueble genera alrededor de un tercio del volumen de ventas en países no pertenecientes a la Unión Europea. Los muebles "Made in Germany" son especialmente apreciados en Francia, Suiza, Austria y los Países Bajos. Entre los mercados de exportación importantes se cuentan, además, Gran Bretaña, Bélgica y EE.UU. En España los fabricantes de muebles alemanes también apuntan una demanda cada vez mayor: allí el volumen de exportación alcanzó los 263,3 millones de euros, un aumento que ha colocado a España con el tercer mercado en crecimiento para la industria alemana del mueble, por detrás de EE.UU. y Polonia. También la cuota de importación de muebles extranjeros aumenta de forma continua: en 2014 obtuvo un aumento del 9,4% y en el plazo de diez años ha aumentado la mitad hasta alcanzar el 61%. Entre los países de origen más importantes se encuentran Polonia, China, la República Checa e Italia. Según la organización gremial, la industria alemana del mueble se enfrenta a los retos que plantea la competencia internacional con calidad, valor, diseño, individualidad, seriedad en la entrega, tecnología de producción y logística modernas. El Möbel-Valley (valle del mueble) alemán La región Ostwestfalen-Lippe (OWL) se ha convertido en un baluarte de la industria del mueble. Aquí se genera más de un cuarto del volumen total de ventas de la industria del mueble (2013: 4.657 millones de euros), si se trata de muebles de cocina hablamos de hasta un 64%. Ninguna otra región del mundo reúne tantas empresas que trabajen en el segmento de las cocinas y el mueble, entre las que se encuentran fabricantes de renombre como Nobilia, que produce en torno a 2.200 cocinas al día o Hettich, el proveedor de la industria del mueble, que se encuentra entre los productores líderes de herrajes para muebles a nivel mundial. Al fin y al cabo, no solo los muebles sino también el 40% de los productos suministrados producidos en Alemania proceden de OWL. Esta gran densidad de fabricantes de muebles e industria proveedora en la región ha crecido a lo largo de la historia. A partir de mediados del siglo XIX, aumentó también la demanda de muebles para viviendas de la mano del desarrollo de la industria que se produjo en la cuenca del Ruhr, Berlín y Sajonia que estuvo acompañado por el crecimiento en el número de habitantes y el aumento de sus ingresos. Por este motivo, muchas carpinterías y ebanisterías pequeñas de OWL aumentaron su producción y reaccionaron ante la gran demanda con la producción en serie. La madera, materia prima necesaria para la producción, se obtenía de las explotaciones forestales cercanas de Sauerland, Egge y el Bosque Teutónico. Además, las amplias vías de comunicación hacia los mercados proporcionaban unas magníficas condiciones marco para el fortalecimiento de la industria del mueble. Potencial para empresas extranjeras Su volumen y su capacidad de innovación hacen que el mercado del mueble alemán ofrezca oportunidades para fabricantes y comerciantes extranjeros. En comparación con Europa, los alemanes invierten mucho dinero en muebles. Según los cálculos de VDM, basados en Eurostat, el gasto alcanzaba en 2013 los 384 euros per cápita. Esto coloca a Alemania en tercer lugar detrás de Finlandia (417 euros) y Austria (387 euros). Además, la ubicación de la producción, la centralización del mueble en OWL y la ZOW de Bad Salzuflen componen una red eficaz y una plataforma importante para que fabricantes y proveedores puedan adquirir contactos, intercambiar ideas, realizar pedidos y crear cooperaciones. Fuente: Clarion Events Deutschland GmbH Visitar la web de la feria Zow Bad SalzuflenShare this: